El tiempo corre y no se detiene

El tiempo corre y no se detiene ¡No le pongas años a la vida, ponles vida a los años!!

Envejecer es una de las cosas que más miedo les da a las personas, sobre todo a las mujeres. La piel se arruga, el cabello se vuelve blanco, etc.…

Llega el momento de aceptar y retomar la última etapa de vida haciendo lo que más nos guste hacer. ¡Ultimadamente, te lo mereces! Solo tenemos que pensar que contamos con una gran ventaja, la experiencia que nos van dejando los años.

El haber cumplido con obligaciones, responsabilidades y tareas prácticamente toda la vida nos da el derecho de sentirnos libres y plenas para comenzar nuestro nuevo ciclo de vida. Hoy es un buen momento para empezar a vivir, consiéntete más y deja que los demás se las arreglen como puedan, recuerda tú ya diste lo que tenías que dar y aprende a decir “no” más frecuentemente y tu vida cambiara.

La edad madura se vive con dignidad y alegría. La época nos favorece para realizar cualquier cosa que se nos antoje hacer. Debemos comprender que la mejor etapa de vida es a partir de los 65 años, aunque no lo crean. Es el momento esperado en el que por fin puedes liberarte de tantas cargas emocionales, por fin comprendemos que el tiempo no tiene precio, que no debemos malgastarlo en tonterías. Llego el momento perfecto para hacer un recuento de nuestra vida, para rectificar nuestra conducta y hacer los cambios necesarios con decisión y aplomo.

La expectativa de la vida se ha prolongado tanto que es necesario definir hábitos saludables que nos permitan vivir mejor. A continuación, prepare algunos consejos que les ayudara a vivir mejor. Así como nos preocupamos para llegar a la universidad, debemos prepararnos para llegar sanos y felices a la tercera edad.

1. Comer de manera natural. Evitar la azúcar.
2. Mantener el cuerpo en forma. Caminar, es un gran ejercicio al aire libre.
3. Cuidar la postura. Practica la Yoga, o, clases de baile.
4. Proteger la piel, dedícale tiempo a tu belleza y cuidados.
5. Visitar al médico, entérate de tratamientos naturales y curativos.
6. Reducir el estrés y las preocupaciones en toda situación.
7. Evitar la soledad. La compañía y las amistades pueden ser la mejor medicina para la tercera edad.
8. Buscar el entretenimiento, baila, canta, asiste a eventos sociales.
9. Ocupar el tiempo en pasatiempos divertidos y educativos.
10. Viajar por el mundo. Viajes organizados, abundan las ofertas.
11. No permitir faltas de respeto de nadie.
12. Asignar a alguien de confianza para llevar las finanzas.
13. Acércate a Dios, agradeciéndole cada día mas de vida.

Las personas ancianas deben ser tratadas con respeto: “No reprendas al anciano, sino exhortarle como padre… a las ancianas como madres.” 1 Timoteo 5:1-2

Hasta la próxima
Elsa M O’Farrill
E-mail: elsamofarrill@yahoo.com